PAPERBLOG

domingo, 31 de enero de 2010

UN FEBRERO NEGRO

Negro porque el lunes, 1 empieza BCNegra, más interesante que nunca, con más autores y actos.
Cuatro autores de Roca estarán presentes: Borja Rodriguez, hablará de su novela "El traidor de la corte", James Thomson, en la mesa de Los otros (nórdicos) presentará "Angeles en la nieve", Fermín Goñi, autor de "Los sueños del libertador" presentará al premio Carvalho de este año, Ian Rankin y en la mesa redonda de los autores que publicaron novela el 2009 estará Eduard Pascual, autor de Codex 10 y de otra novela , todavía sin título que publicaremos este año, en la que aparecen algunos de los protagonistas de la anterior.

Ya se ha dado a conocer el ganador del premio L'H Confidencial: el escritor vasco Erlantz Gamboa , con la obra Caminos cruzados. El premio, promovido por la Biblioteca La Bòbila y convocado por el Ayuntamiento de L’Hospitalet y Roca Editorial, ha recaído en una obra ambientada en el México rural, donde el autor reside desde hace treinta años.

La novela narra la historia de dos grupos de detectives que investigan, cada uno, unos asesinatos en serie. Sin quererlo, las investigaciones se cruzan y los unos intervienen en el caso de los otros. Este cruce se produce también en la relación más personal. La presentación será el 20 de marzo.

Cambiando de tema: todo el mundo sigue hablando de ebooks y de su amenaza para el sector, Amazon marca los precios muy bajos y Barnes & Noble le sigue y de golpe aparece el lanzamiento del Ipad de Apple que anuncia que el aparato servirá para todo tipo de ocio, incluída la lectura y que Apple venderá los libros a 14$, espero que la fuerza de Apple (ya se ha visto al ser portada de muchos periódicos en todo el mundo) consiga hacer recapacitar a otros gigantes y conseguir que el precio de los ebooks sea un precio justo no solo para el consumidor sino también para toda la cadena del libro: autor, editor, distribuidor/librero los que presagian que la cadena ya no es necesaria se equivocan. Puede que un autor de gran reconocimiento pueda vender sus libros directamente pero quién descubrirá nuevos talentos y los promocionará, quién los recomendará?
El reto es grande y la lectura cambiará , los editores tendremos que crear valor añadido a cada libro, saber utilizar cada vez más las nuevas tecnologías y aprovecharse de ellas para promocionar los libros, y vender más, pero lo más importante es que sigamos sintiendo esa emoción cuando se descubre un buen libro, un buen autor y la ilusión, entusiasmo y profesionalidad (los tres elementos son necesarios) que aplicamos para darlo a conocer a los lectores. Eso no cambiará.

3 comentarios:

Calvared dijo...

Lamento enormemente la profunda pérdida qeu supondrá el soporte en papel de los libros. Nada podrá suplir la emoción de ver los libros en la biblioteca, poder hojearlos, leer las notas al margen, y prestárselo a un amigo recomendando tal o cual autor.
Se perderá el encanto de la búsqueda en las librerías y una vez más la tecnología arrollará la belleza en aras de la rentabilidad. En un momento no muy lejano alguien tendrá la "brillante idea" de sacar otro "muestrario" (que no deja de ser eso) para coleccionar obras de arte. La estupidez es la carácterística del futuro y nos manejan aquellos que más entiende de ella.
Un abrazo

Ip Anónima dijo...

No creo, como dice Calvared en el comentario anterior, que la literatura en papel vaya a desaparecer por la aparición del soporte informático. Lo único que puede llegar a interesar al público son los bajos precios de los eBooks. Si cuestan más o menos que un libro en papel, siempre se optará por el soporte físico. Eso sin contar con el reproductor de eBooks, que a día de hoy no tiene pinta de ser precisamente barato.
La literatura ha sido un negocio que no ha cambiado demasiado con el paso de los años, (todo esto lo digo siempre desde un punto de vista personal, lo digo por si escribo alguna barbaridad  ). 400 páginas en dos o tres formatos distintos para un entretenimiento puramente pasivo. El mercado de video, por ejemplo ha pasado con los años de VHS, a CD, DVD, BluRay, HDDVD, etc, etc. En ocasiones muchos de estos productos y formatos han pertenecido a empresas que han competido hasta que sólo una de ellas se ha impuesto sobre las demás, algo parecido a lo que nos espera de aquí a unos años con los sistemas 3D de las salas de cine.
Sigue siendo gratificante tener un libro en papel, porque para reproducir un video en el ordenador muchas veces tienes que andarte con líos de programas, códecs… lo que hace que tener acceso a la información sea más fácil, pero propenso a fallos. (hace tiempo leí una entrevista suya donde decía que el cacharro se le rompió y se quedó sin nada que leer, por ejemplo).

Creo que el negocio de la literatura podría fijarse un poco en el mundo de los videojuegos. Parece incompatible, sin embargo ahora se están poniendo de moda los “contenidos descargables”, es decir: acceder a Internet desde tu videoconsola y descargarte un juego al disco duro y pagarlo a través de la tarjeta de crédito. Es rápido, barato y con ello intentan evitar la piratería. Sin embargo por comentarios de usuarios en Blogs especializados y consumidores en general, prefieren gastarse un poco MÁS, para obtener algo en soporte físico. Portadas, discos, figuritas de merchandising, ediciones especiales… Algo parecido ha pasado con una nueva videoconsola, la PSPGo, que sólo admite contenidos descargables, nada de videojuegos físicos, que se está pegando un batacazo en cuanto a ventas en pocos meses. Y eso que los juegos deben ser más baratos en ese formato (aunque en la práctica es otro tema, claro).

Internet y las nuevas tecnologías están permitiendo a los lectores tomar un papel más activo. Es la razón por la que los blogs especializados en cine reciben centenares de visitas para enterarse de las noticias, y las productoras invitan a los bloggers a estrenos porque saben que es un tipo de publicidad muy barata (en algunos casos, gratis). Los encuentros digitales con autores y permitir a alguien de una pequeña ciudad hacerle una pregunta a un autor importante es un gustazo. Quizá eso lleve a que existan packs especiales con libros, ediciones con Cds y merchandising, (el hijo de Stephen King, Joe Hill, sacó un cd de canciones del Rock que escuchaba mientras escribía su novela “El traje del muerto”) y un montón de posibilidades que hagan de una novela no sólo un libro, sino algo más. Lo que se busca en la retroalimentación con el autor de un artículo, una novela o con un editor, como es su propio blog.

Espero no andar muy desencaminado y que le haya resultado interesante. Lo único que no cambiará será un requisito indispensable para que todo lo anterior tenga algo de sentido: que el libro sea bueno.

Muchas gracias por su tiempo.

Javier Cercas Rueda dijo...

En este artículo en mi blog resumo como veo yo el actual panorama de la novela negra.
Espero que os guste. Un cordial saludo desde Granada.